expandiendo-nuestro-mundo

“El único límite que tenemos para apreciar y conocer nuevas ideas, somos nosotros mismos”.

Cuando salimos de nuestro entorno, de nuestra única forma de ver las cosas, y entramos voluntariamente y de una manera curiosa al espacio de otra persona, aprendemos que existen perspectivas diferentes, y esto puede ser muy enriquecedor.  Entendemos que cada ser humano es superior a nosotros en un punto, y sobre ese punto debemos aprender de él.

En muchas ocasiones nos negamos la oportunidad de un nuevo entendimiento, por mantener un solo punto de vista, o por luchar con tener la razón. Tratamos los pensamientos de otras personas con arrogancia y escuchamos solo para debatir, sin sentarnos a evaluar sus opiniones. El darnos la oportunidad de escuchar atentamente nuevas ideas puede transformar nuestras vidas.

Recuerdo haber visto una película llamada “El día después de mañana”, y mi mayor aprendizaje fue que aquellos jóvenes sobrevivieron por la enseñanza de un hombre vagabundo, al cual inicialmente no le permitieron la entrada a lugar donde se encontraban. Este hombre tenía un conocimiento diferente, el cual les permitió sobrevivir a aquella tempestad. Muchas veces juzgamos las ideas de las personas por su condición social, su creencia religiosa o su raza.

El prejuzgar una idea basándonos en todos estos conceptos que hemos mencionados, son una de las mayores limitaciones que podemos colocarnos. Una mente abierta y dispuesta, expande sus horizontes y obtiene una nueva y mejor visión. El conocer y compartir con nuevas personas, el escuchar sus ideas y formas de ver la vida, ciertamente es un valor agregado para cada ser humano.

A veces es necesario ver la vida desde una perspectiva diferente, cuestionarnos sanamente si lo que hacemos, lo hacemos de la mejor manera. Investigar si existen otras formas innovadoras y mejores de hacer una labor. Aventurarnos a intercambiar ideas, y a escuchar atentamente otras opiniones, debatir con curiosidad, y observar todo como si fuese un lienzo en blanco.

Si cambias la forma de ver las cosas, las cosas cambian de forma. Es dejar el ego fuera de todo aprendizaje y crecimiento. Personalmente he luchado contra esta situación por mucho tiempo;  sin embargo, el permitirme nuevas formas de pensar, me ha sido de gran valor, porque es un llamado de atención en donde te percatas que hay un mundo adicional al que crees que existe. Esto es algo que en los últimos años me ha permitido tener un crecimiento importante en la vida.

Es por esto que mi mayor invitación es a la sana exploración. Es decidir ya no ver las cosas desde el primer piso, es ir a un segundo, tercer, cuarto, o quinto piso. Es compartir y pedir ayuda, es declararse incompetente en algunos temas. Lo que ganamos es mucho más ya que regresamos a nuestro entorno siendo seres humanos diferentes, con mayor conocimiento y dispuestos a colaborar con el mundo y nuestra sociedad.

“Abrirse a una perspectiva diferente, enriquecerá y equilibrara  mejor su propio punto de vista”  Tony Robbins.      

62893404-61cc-4395-87ac-37ad6825d92d

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *